LA INQUISICIÓN ROMANA Y LA SANTERIA | Religion y Santeria

LA INQUISICIÓN ROMANA Y LA SANTERIA



La "Inquisición" romana, comenzó en el siglo XI, operaba bajo el control directo de la Santa
Sede, no para defender las enseñanzas de Cristo, sino el dogma católico.
En 1908, en su reforma a la curia vaticana, el papa Pio X cambió el nombre, denominándola
"Congregación del Santo Oficio" y en 1965, el papa Paulo VI le dio su denominación actual
"Congregación de la Doctrina de la Fe".
Cuando la Iglesia, en un Tribunal, se dirige a un reo y le acusa de un delito de conciencia, es
evidente que el acusado no tiene defensa. El Tribunal dictó condenas de diversos tipos y los
entregó al poder civil, que se denominaba "el brazo secular", para que ejecutara el castigo, porque
la misma iglesia no castigaba a nadie, sino que, después de condenar, delegaba el castigo en
otros.
Juana de Arco, que predicaba la renovación de la sociedad cristiana contra el autoritarismo
antievangélico, fue quemada en 1431, por "bruja" en la hoguera que implicaba también la
confiscación total de los bienes de la familia, Juana de Arco en 1920 fue proclamada Santa y
canonizada.
La Iglesia Católica en el Concilio Vaticano II, proclamó el principio de la libertad religiosa, o sea, el
respeto que se merece cada hombre que practica una religión y dice en su declaración “Nostra
Aetate” que en toda religión no cristiana hay “un destello de aquella Verdad que ilumina a todos los
hombres” Si creemos en los Orishas africanos aceptemos nuestra fe en toda su pureza, donde los
Orishas no son seres mitológicos, sino un ser real, cuyo nacimiento y vida conocemos, que amó a
Dios Olodumare y al prójimo y nos dio un ejemplo y nos señala un camino.
El colonizador Diego Velásquez en 1515 fundó los primeros pueblos en Cuba. La ley española
influyó en las condiciones de la esclavitud, le garantizaba a los esclavos poder contraer
matrimonio, poseer alguna propiedad e incluso comprar su libertad, vivían en conjunto de cabañas
pequeñas e incluso podían cultivar pequeños trozos de tierra propios, lo que significó una
proporción de negros libres en Cuba.
No obstante estos derechos estaban lejos de ser garantizados y el auge azucarero del siglo XVIII
marcó el inicio del período más intenso de importación de esclavos, eran hacinados en barracones
y el látigo era usado para mantener a los esclavos en el trabajo 18 horas al día. En la primera
mitad del siglo XIX Cuba superaba los 350.000 esclavos. Una gran proporción de ellos eran
yorubas, una etnia con gran tradición militar, que realizaron revueltas frecuentes y feroces contra
sus opresores.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Religionysanteria no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.